lunes, 24 de enero de 2011

BBB 74 Manresa 60: Partido fácil y feo para celebrar el aniversario de Fotis


Lo sentimos Fotis, sabemos que no te gusta que se diga, también sabemos que no somos los Lakers, pero hay que reconocer que el partido de ayer fue feo de cojones. Oye, que ganamos y eso siempre es lo más importante, pero tampoco vamos a negar la evidencia. Ya, de paso, te felicitamos por tu primer aniversario como nuestro entrenador y por las cuatro victorias consecutivas que nos dejan empatados en el cuarto puesto con el Baskonia gracias a que Txus y sus chicos apabullaron a los Joxean Boys.

Del partido poco que comentar. Como diría el de Bricomanía: "Fácil y sencillo". No hubo ni que forzar al máximo a nuestros jugadores clave y apenas sufrimos durante el partido y pudimos presenciar tranquilamente la vuelta de Román y Maxtor a Bilbao. Manresa solo se puso por delante en los primeros minutos gracias a un triple de Jordi Grimau, pero hasta ahí llegó. En cuanto Pollo se encabronó y metió ocho puntos consecutivos, el Manresa comenzó a ceder (14-9). Tres puntos seguido de Mavro ampliaban la renta a nueve, pero Román, a poco del final de cuarto nos sacaba una falta con su típica penetración y metió los dos tiros que dejó el partido 17-11 al final del primer cuarto.
Maxtor volvió a jugar en Bilbao tres años después

Pollo y Mavro siguieron a lo suyo, mientras tanto Vasileiadis con cinco puntos y Jackson con un triple nos disparaban en el marcador, 29-15 mediado el segundo cuarto y sin encontrar excesiva fluidez en el juego. Todavía no había brillado Mumbrú, sustituyó a Kostas y en tres minutos y medio hizo un auténtico traje a los de Ponsarnau. Nueve puntos y una gran asistencia final para Hervelle que hizo que se llegase al descanso 42-26.

Llegaba el tercer cuarto, "saldremos con la empanada", decía algún aficionado al descanso...Y no se equivocó. No salimos con mucha intensidad y Manresa aprovechó la situación para intentar meterse en el partido. Slokar y Grimau nos hacían pupa y nos metían un parcial de 4-12 que acercaba al Resa a ocho (46-38). Entonces volvió a aparecer Mumbrú con un triple, Manresa no se rindió y se volvió a poner a ocho, pero Álex no les dejaría resquicio a la esperanza. Provocó dos faltas que se convirtieron en tres puntos desde la línea de tiro libre y además reboteó y asistió a Fisher para que este enchufase un triple y todo esto con un poquito de Hervelle... nos llevó a encarar el último cuarto 16 arriba (61-45).

El Manresa tuvo que claudicar ante un brillante Mumbrú

Una canasta de Warren y un triple de -quién sino- Mumbrú nos llevaron a la maxima diferencia del partido (66-45). A partir de ahí, tranquilidad, relajación y guardar fuerzas para próximas batallas. Circunstancia que aprovechó Manresa para maquillar el resultado y Álex Llorca para dejarnos muestras de su calidad. Paco Vázquez disputó sus primeros minutos tras recuperarse de su lesión en la mano...y cerró el partido con un triple que suman a su casillero los primeros puntos de la temporada, una canasta que dejó el 74-60 final en el marcador. Ya van cuatro victorias seguidas y a ver si el domingo conseguimos la quinta frente a los Power Rangers del sargento Pesic.

lunes, 17 de enero de 2011

BB 91 Caaahaaaa 77: Tercer triunfo consecutivo y nos espera el Baskonia en Copa


Dicen que no hay dos sin tres y se ha cumplido el dicho, además por triplicado. Por una parte, tras ganar al Estu y al Menorca, el siguiente en morder el polvo ha sido el Cajasol de Plaza y Bullock, además, este triunfo certificaba oficialmente nuestra presencia por tercera vez en la Copa donde nos encontraremos (¡¡oh, sorpresa!!) con los Joxean Boys, que nos eliminaron en las dos anteriores cits coperas... ¿Habrá una tercera o hremos bueno eso de "a la tercera va a la vencida"? La respuesta el jueves 10 de febrero a partir de las 21.30 horas. Después de cargarnos al Baskonia nos podría tocar el Barça, para culminar la machada ganando al Real Madrid en la final para dejarles a todos una cara de WTF!! total.

Marko no fue a Madrid a sacar una bolita, fue a hacer de segurata de la Copa

Y es que fue el tropiezo del Baskonia frente a Pucela lo que hizo totalmente inútil nuestro triunfo de cara a ser cabezas de serie en el sorteo de Copa, una victoria que nos servirá de cara a luchar por entrar en playoffs.

El partido fue dominado de cabo a rabo por un BB en el que todos los que jugaron -Javi Ro no pisó la cancha- aportaron de una forma u otra. De esta forma, la única vez que el Cajasol esuvo por delante en el marcador fue en el arranque del encuentro, cuando Satoransky -ojo con el niño que tiene una clase increíble- y Bullock nos hicieron un hijo de madera para ponerse por delante 9-12. Esto hacía que pasase más desapercibido el gran inicio de Warren y Sonseca, demostrando que en este equipo, cualquiera puede hacer un roto al rival. El dominio de Cajasol duró seis minutos, ahí se acabó todo. El relevo de Sonseca y Chris, lo tomaron Pollo y Jackson, mientras que los sevillanos, vieron cómo la aportación de Bullock y Satoransky desaparecía. De esta forma, cogimos una ventaja de cinco puntos (25-20) al final del primer cuarto que podía haber sido mayor si Kostas hubiese metido el triple que tuvo para cerrar el cuarto...Pero no tocó ni aro.

En el segundo cuarto, Sonseca volvió a demostrar que él también sabe hundirla, ¡¡vaya si sabe!! Cinco mates llevaba el angelito al descanso. Por primera vez en mucho tiempo, eran nuestros interiores los que hacían daño, se estaba jugando con mucho criterio, se jugaba por fuera solo cuando era necesario. En esto ayudó el buen partido de Hervelle, que parece haber recuperado las buenas sensaciones. Y entonces apareció Pollo. Metió una canasta de las suyas y un triple desde unos 10 metros para dar la primera ventaja considerable a los nuestros (48-38). Un tiro libre de Ivanov nos mandaba al descanso nueve arriba, pintaba muy bien la cosa.

Tenemos un 'colgado' en el equipo y nosotros sin saberlo

Tras el descanso salimos bien. Blums con un triple y Pollo con un dos más uno elevaban la renta a trece puntos (55-42). ¿Romperíamos el partido? No, nada más lejos de la realidad. Ahí se fundieron los plomos en ataque y los chicos de Plaza aprovecharon nuestra empanada para meternos un parcial de 3-16 en el que tuvo mucho que ver un ex, Txemi Urtasun. Otra vez los teníamos de corbata, habíamos dilapidado la renta en tan solo seis minutos. Tocaba empezar de cero y ganar un partido a once minutos. Entonces llegó la reacción y con el primer chispazo de Mumbrú y un triple de Jackson sobre la bocina nos fuimos al último cuarto seis arriba (67-61).

El 'efecto Fotis' ya se contagia a los rivales

Álex fue el que ejerció en estos últimos diez minutos de estilete de su ex entrenador Plaza. Fue el Hidolo local, con once puntos y tres de tres en triples fue la estrella del cuarto y neutralizó por completo el efecto de Paul Davis, quien también se enchufó y poco a poco fue sumando puntos. La primera canasta de Álex acompañada de dos puntos de Jackson volvieron a elevar la diferencia a diez puntos (71-61). Davis, un tío rubito y con cara de majete pero un auténtico mostrenco, con cinco puntos consecutivos nos hacía no tenerlas todas con nosotros. Pero el yankee también falla, una falta suya en ataque fue respondida por Mumbrú con un triple que era aire puro y el inicio del fin para el ¡¡Caaaaaahaaaa!! Pollo y un dos más uno de Warren enterraban las esperanzas de los sevillanos, que volvían a verse trece puntos por debajo (79-66). Encima Mumbrú se desataba con dos triples más para acabar su exhibición de diez minutos. Kostas también enchufó su triplito para acabar el partido 91-77 y así la primera vuelta. Ayyyy si no hubiésemos perdido en casa algún partido que tuvimos en nuestra mano... Bueno, visto lo visto nos hubiese tocado los Power Rangers en la copa.

domingo, 9 de enero de 2011

BB 66 Estu 57: Pollo nos pone a 100


No hay nada más peligroso que un Pollo herido. El Estu lo comprobó de primera mano y Marko fue una auténtica pesadilla para los Driesen, Germán Gabriel y hasta para el gran Clark Ken, al que Banic dejó sin superpoderes y con cara de estar soportando un vendaval. Y es que Pollo, con sus 20 puntos fue el principal sustento de neustro equipo en un partido malo, malo, malo, pero que supuso el triunfo número 100 en nuestra historia en ACB. Esta victoria nos acerca un poco más a la Copa, por mucho que el speaker se empeñase en gritar "Sí,sí,sí, nos vamos a Madrid", ojalá se cumpla, porque como no sea así, el Owned puede ser de dimensiones bíblicas.

El partido comenzó con un canasta de Sonseca y pronto le tomó el relevo Pollo con seis puntos consecutivos. En medio de todo esto, el Estu tuvo su única ventaja de todo el partido (6-7). El ritmo era alocado y el partido un correcalles y en este trasiego pasan cosas como esta que hizo Janis. Un churro que acaba como una obra de arte.

¡¡El trabajo que costaba meter una canasta!! Por eso, al final del primer cuarto se llegó 13-11. Todo un derroche ofensivo.

En el inicio del segundo cuarto Kostas y Jackson cogieron el relevo de Pollo en el aspecto anotador y nos despegamos un poquito en el marcador con un parcial de 8-2 que nos ponía 21-13. Luego volvió a ser Pollo el referente, el estandarte ofensio y es que veía aro con una facilidad pasmosa. De esta forma, se mantuvo más o menos la diferencia durante todo el cuarto entre los cinco y los siete puntos para llegar al descanso 33-26 gracias a una canasta de Marko sobre la bocina. 14 puntos llevaba el angelito al irse a los vestuarios. Pintaba bien.

El Estu tenía una vía de agua y lo sabía, por eso, Casimiro (a.k.a. Mauricio Colmenero) buscó la forma de anular a Pollo y la encontró, ya que Marko anotó "solo" seis puntos más en el segundo tiempo. Caner Medley se enchufó y empezó a hacer pupita. Kostas con un triple parecía que calmaba las cosas y nos ponía ocho arriba (40-32). Pero nada más lejos de la realidad. Junto a Medley, Iryi Bel se ponía chulo y demostraba que no solo le sabe dar al balón con el pie y el marcador se apretaba con un parcial de 2-9 que dejaba las cosas 42-41. Una canasta de Marko, nos daba un poquito de aire para encarar el último cuarto.


Oliver solo sabía poner caretos para intentar frenar a Jackson

Otra agonía, otro partido infumable que se decidiría en los últimos minutos y que pondría histérico al más paciente. Blums y jackson con dos triples daban una distancia de seguridad respecto al estu, 50-44. Pero Sergio Sánchez con un triple y el gran trabajo de Caner Medley nos hacían tenerlos de corbata. El Estu no se ponía por delante pero estaba ahí, al acecho. Entonces apareció Mumbrú con una canasta y un triple que solo él puede meter. Forzadísimos, en posiciones inverosímiles y que nos daban una gran bocanada de aire. Fue muy necesario porque otra vez, el pesado de Caner Medley nos hizo contener la respiración. Jackson se disfrazó de superhéroe para guiarnos hacia el triunfo con siete puntos consecutivos. Demasiada agonía, demasiado sufrimiento y muy poco baloncesto, pero al final 66-57 y el entrar en la Copa está en nuestras manos.

lunes, 3 de enero de 2011

BB 63 Barça 65: Jugando así llegaremos lejos. ¡¡Ánimo Pollo!!


La historia se repite, como ocurrió con el Real Madrid, tras un gran partido, un mal último minuto nos condena a saborear otra derrota. Y es que estos equipos al mínimo resquicio que les dejas, te fusilan. De nada sirvió parar a Navarro, tampoco meter un parcial de 23-3 al mejor equipo de Europa, a la hora de la verdad, aparecieron Lorbek y Anderson, quien cumplía su segundo partido como blaugrana para quitarnos un triunfo muy merecido y que nos metía en cabeza del grupo que aspira a jugar la Copa.

El partido comenzó con el Barça metiéndonos un parcial de salida de 0-7. En la grada se nos retorcía el morro, porque no sabíamos lo que estaba por venir. El equipo se levantó y le dijo al Barça: "Te vamos a jugar de tú a tú, con las mismas armas. Si vosotros defendéis fuertes, nosotros lo haremos más, si vosotros corréis, nosotros correremos más". Y así fue, un triple de Mumbrú fue el inicio de una revolución casi sin precedentes contra el Rey de Europa. A él se sumaron Pollo, Blums y Fisher que con un dos más uno nos ponía por delante, 10-9. El Barça no sabía cómo encarar la fuerte defensa del BB que cerrando bien el rebote salía a toda mecha hacia el aro contrario. Un coast to coast de Jackson y un contraataque dirigido por el americano y acabado por Hervelle con un mate, levantaban a un Bilbao Arena que era una caldera. El resultado alucinante, 23-10. Solo una desconexión en los últimos segundos del cuarto haría que el Barça llegase al final nueve puntos abajo, 23-14.

Público y jugadores enloquecían tras el parcial de 23-3

Sin saberlo, esos puntos sobre la bocina serían muy decisivos y más cuando recibes puntos de esta forma en tres de los cuatro cuartos. En los primeros compases del segundo cuarto aguantamos al Bara, ambas defensas estaban fuertes y por nuestro equipo, era Warren el que más acierto tenía en ataque. Pero dos triples de Anderson -se vengó por no tener cara en el folleto del partido y acabó pintándonosla a nosotros- y Navarro respectivamente marcaban la primera señal de alarma. El Barça se ponía a seis y parecía haber despertado la bestia. Pero los nuestros aguantaron bien, Blums respondió desde el triple y el equipo seguía jugando de tú a tú al gigante culé. Pero otra vez sobre la bocina, Lorbek nos enchufaba un triple que dejaba la diferencia al descanso en seis puntos, 37-31.

Tras el descanso, Lorbek nos enchufaba dos triples más y una canasta que lideraban un parcial de 2-14 que nos hacían ser pesimistas. Ricky, el niño de la burbuja, seguía a lo suyo, dando hostias como panes sin que le pitasen ni una, pero los nuestros no se achantaron y dos triples consecutivos de Warren nos llevaban al último cuarto empatados a 47. Sería difícil pero se estaba jugando bien frente a un equipo que hacía tres días había apalizado al Real Madrid.

La defensa del BB frenó en seco a Navarro

Los últimos diez minutos fueron un toma y daca constante, el Barça se escapaba 53-57 con un triple de Ricky, la respuesta del BB contundente y clara. Dos triples de Blums y Mumbrú respectivamente que nos volvían a poner por delante. Entonces, con el marcador muy apretado, llegó un ejemplo de cómo un entrenador puede pitar una antideportiva. El autor fue Xavi Pascual y los tres árbitros que no tuvieron personalidad Arteaga, Pérez Trujillo y Munar. Tampoco aprovechó el Barça esa ventaja. Sonseca con un triple nos ponía 62-58 a falta de algo más de dos minutos. Entonces se nos cerró el aro y aparecieron Anderson y Lorbek para acabar con nuestro sueño. El esloveno con un triple empataba a falta de algo más de 30 segundos. Pollo tuvo dos tiros libres a falta de 15 segundos y por desgracia los falló.¡¡Ánimo Pollo, no pasa nada!! En el ataque siguiente, a falta de 1,7 segundos, Anderson nos clavó una canasta que ponía el 63-65 final y nos dejaba mudos. La última jugada no salió y, de nuevo, se nos escapaba vivo un grande.

La distancia había sido un escaso centímetro en ambos casos, pero nos ha dejado sin dos triunfos que nos podían haber dejado ya en Copa. Jugando así llegaremos lejos, pero hay que demostrarlo contra el Estu el próximo sábado. La Copa está en juego. Esto lo vamos a sacar adelante.